Muchos fotógrafos tienen cierto temor todavía a entrar en redes sociales como Instagram porque consideran que no es la mejor plataforma para subir fotografías de calidad. Pero no es algo real. Es una de las mejores plataformas para promocionarse y mostrar las fotografías que capturamos, y es por eso que aquí te vamos a dar las 5 claves que debes seguir para actuar en Instagram como un verdadero fotógrafo.

1.- Sube fotos de calidad

La gente no es tonta. Quizás creas que porque tu foto aparezca en una relación de 1:1 (cuadrada), o porque todo el mundo pueda aplicar filtros a sus fotos de no tanta calidad, tus buenas fotografías van a perder valor al lado de las suyas. Pero no es así. La gente sabe diferenciar cuando ve una fotografía normal de una gran fotografía. Hay gente que no sabe, pero esa gente nunca la diferenciará ni aunque la vea aislada en la mejor sala de un museo. No pienses en ellos. Piensa en toda esa gente que sí sabe valorar la fotografía, que será capaz de ver algo especial en tus fotos. Esos son los usuarios a los que quieres llegar. Y como eres un fotógrafo, la mayor cantidad de fotos que debes tener deben ser fotografías finalizadas y procesadas.

Arbol Rosa

2.- Sube fotos con regularidad, pero no satures

Decía Ansel Adams que obtener 12 buenas fotografías en un año es una buena cosecha. No debes ser tan extremo en Instagram. Debes subir fotos con regularidad. Recuerda que no es una red social para fotógrafos, sino para que la gente suba fotos. Así que debes subir una buena cantidad de fotos, ser regular. Eso significa que puedes hacer una criba un poco más abierta. Es decir, fotos que quizás no seleccionarías de entre tu colección de mejores fotos de tu vida, sí las subirías a Instagram. Un buen reto es subir una foto diaria. Quizás una cada dos días. Si son buenas fotos, con eso bastará. Pero evita saturar. No subas 10 fotos a la vez, del mismo día, del mismo lugar, y con los mismos ajustes. Procura que cada foto que subas sea algo bueno, y que aporte algo.

3.- Eres una persona, sube fotos como una persona

Eres un fotógrafo, sí, y como tal, también eres una persona. Instagram es una red social. Y la gente no quiere ver solo a fotógrafos, quiere ver a personas. Así que tendrás que demostrar que eres una persona. Para eso, a veces podrás subir fotos de un viaje familiar, a veces podrás subir fotos de tu perro. A veces podrás subir fotos de una comida. Esto es imprescindible para llegar a la gente. Es bueno que vean que tienes un lado personal, que existes. Una buena proporción sería la de 70-80% fotografía de calidad, 20-30% personal. También a veces puedes subir foto que combinen ambas cosas, como si acudes a un evento o una comida de fotógrafos, o si acabas de recibir tu nueva cámara y publicas una foto de esta en Instagram, por ejemplo. Está bien que todo gire alrededor de la fotografía, pero no te olvides de que eres una persona. Por supuesto, si quieres que la gente llegue a tu perfil, no hagas que tu cuenta sea privada, al fin y al cabo, la quieres para que la gente conozca tu trabajo.

Sombra Perro

4.- Dispara con tu cámara, y con tu móvil

Instagram tiene un problema para muchos fotógrafos. Las fotos pierden resolución, y deben ser disparadas con el móvil. La primera parte es cierta. La segunda no. Pierden resolución, sí. Pero no necesitamos tanta resolución para ser capaz de apreciar una fotografía. No en una foto que vamos a ver solo unos segundos. Y no siempre tienen que ser fotos disparadas con el móvil. A veces sí, si tienes un buen móvil y sabes hacer en el móvil los ajustes convenientes, pero muchas otras veces, las fotos provendrán de tu cámara. Las habrás disparado en RAW, las habrás procesado en Lightroom. Incluso puede que las hayas pasado por Photoshop para gestionar algunas capas concretas, y luego las hayas guardado. Ahora las envías al móvil por medio de alguna plataforma en la Nube, como Drive, y las publicas en Instagram. Eso debería ser parte de tu trabajo común como fotógrafo.

Claro, dirás, Instagram es una red social en la que se suben fotos que se acaban de disparar, no fotos de la semana pasada. ¿Quién ha dicho eso? Editar una foto puede llevar mucho tiempo hasta que queda como uno quiere. Pero nadie te obliga a subir las fotos instantáneamente. Mi recomendación es que vayas preparando fotos para subir a Instagram, y que vayas teniendo un buen fondo de fotos para llevar algo de margen. Así podrás dedicar el tiempo que quieras a editar fotos para poder subir más tarde. En ocasiones, querrás subir algunas fotos instantáneamente, porque quieres compartir el momento, pero no tiene por qué ser una obligación. Vuelve a la sección 2 y recuerda, sé regular, pero no satures.

5.- Interactúa con otros fotógrafos

He dicho ya que Instagram es una red social, ¿verdad? Social es una palabra que hace referencia a la relación entre las personas. Eso significa que no estás solo. De hecho, eso lo que quieres, no estar solo, mostrar tu trabajo al mundo. Pero si solo quieres que los demás vean tu trabajo y no quieres ver el de los demás, los demás tampoco querrán ver el tuyo. Busca a otros fotógrafos que conozcas en Instagram. Conoce a fotógrafos nuevos. Dale a Me Gusta en sus fotos. Síguelos. Ellos te seguirán a ti también, o al menos muchos de ellos, si ven que tus fotos son buenas. Comenta en sus fotos. Ve relacionándote poco a poco con ellos, y ellos se relacionarán contigo también. Esto ayudará a mejorar tu imagen como fotógrafo.

6.- ¿Tienes una web, una galería o una tienda?

Por último, si tienes una galería de fotos, una tienda, o una web, en la que se puedan ver o comprar tus fotos, no te olvides de incluir un link a esta en tu descripción. Instagram no es un escaparate comercial para vender tus fotos, no te equivoques. Es una red social. Y debes actuar en ella como lo que es. De hecho, si no lo haces, perderás el ánimo, no te gustará la plataforma, y la abandonarás. Pero eso no significa que no puedas intentar captar la atención de los usuarios para atraerlos hasta tu web, tu galería o tu tienda.

Tomatelo con calma. Disfruta de Instagram. Y si después surge alguna oportunidad de negocio, mejor que mejor, pero aprende a disfrutar de ella como una red social de fotografías.